El monotributo es un sistema de pago simplificado de impuestos, destinado a pequeños empresarios o cuentapropistas.

Hay patrones que creen que pidiendo a sus empleados que se inscriban como monotributistas pueden hacerlos pasar como trabajadores independientes, sin tener que asumir los costos y la responsabilidad que implica la relación de dependencia.

Pero, aunque los disfracen de cuentapropistas, esos trabajadores si realmente prestan servicios en forma habitual bajo las órdenes de un empleador son trabajadores en relación de dependencia.

Desde el punto de vista legal son trabajadores no registrados o “en negro”, y tienen derecho a reclamar a su empleador que los reconozca como dependientes con las consiguientes consecuencias legales.

Este tema está explicado en detalle en la sección ¿Qué hago si estoy “en negro” o no registrado?

 

Para más información descargar gratuitamente o consultar en este sitio web el Manual de derecho laboral para los trabajadores, que aclara todo lo referido a esta tema en el capítulo 4 Empleo no Registrado

Dr. Jorge Elías – Abogado Laboralista